Tendencias-marketing-2020

Tendencias en Marketing para 2020

Puede que ya lleves tiempo leyendo sobre tendencias para el próximo año. Es normal que quieras saber lo que está por venir y cuáles son las herramientas, ideas o metodologías que están implantando las grandes marcas. Hay muchos listados y artículos hablando de ello, no te preocupes, te traemos el definitivo.

Pues casi sin darnos cuenta, ya nos encontramos a las puertas de un nuevo año y, como suele ser habitual, es hora de sentarnos tranquilamente y empezar a definir la estrategia de marketing para 2020.

¿Hacía dónde estarán orientadas las acciones de marketing de las empresas de referencia para seguir creciendo los próximos 12 meses? ¿De qué herramientas y tecnologías se servirán para cumplir sus objetivos? No esperes hasta después de comerte las uvas para descubrirlo, puede que para entonces sea tarde y ya partas con desventaja.

La humanización como enfoque general

Si hay un aspecto transversal a las tendencias que dirigirán las estrategias de marketing de este 2020, ese es el de orientarlo todo desde una perspectiva humana. El público en general espera que las marcas se comporten más humanamente, interactuando con ellos de una forma auténtica y transparente, conforme a sus principios.

Este perfil humano debe visualizarse en todos los aspectos de la empresa, empezando por la razón de ser de la misma. El público necesita percibir que las empresas se asemejan a ellos, interactúan y se relacionan con el fin de satisfacer sus necesidades.

¿Por qué nos atrae tanto el contenido personalizado?

Para contestar científicamente a esta pregunta podemos acudir a un estudio de la Universidad de Texas. Esta investigación defiende la teoría de que la personalización nos aporta sensación de control. Es decir, sentimos que se ha creado algo especial en función de nuestras preferencias, aportándonos así dicha percepción de poder. Este enfoque tiene más importancia de lo que para algunos pueda parecer. Sin ir más lejos, se puede observar una preferencia por las marcas que aportan a la mejora de la sociedad y a la satisfacción de sus propios empleados, tal y como refleja una encuesta de la consultora Deloitte.

Esperamos que las marcas se comporten como una persona, que nos escuchen y traten nuestros problemas estableciendo una relación de tú a tú, y no basada en un modelo de cliente segmentado que engloba e iguala a miles de personas, en lo que conocemos como marketing one to one.

Con este alto grado de personalización, nuestros leads se verán más arropados a lo largo de su buyer journey, se sentirán especiales, no un número más, a la vez que les proporcionamos una solución 100% satisfactoria y creando una relación de fidelidad estable y duradera.

Con ello, además, conseguiremos que hablen bien de nosotros a sus círculos más cercanos y, por supuesto, haremos que nuestro retorno de inversión (ROI) se incremente notablemente.

Tecnología al servicio de la personalización

Esta segmentación llevada al extremo sería una verdadera utopía si no contásemos con las herramientas tecnológicas disponibles para la gestión de enormes cantidades de información, como Big Data, Inteligencia Artificial o Machine Learning.

Actualmente generamos más información que nunca, datos sobre nuestros gustos, preferencias de compra, hábitos de vida o de trabajo y una larguísima lista de variables de potencial valor útil para definir estrategias de marketing.

También podemos enfocar la ciencia de datos hacia la gestión de la propia empresa. Por ejemplo, podemos predecir los flujos de trabajo, los picos y los valles de demanda, pudiendo planificar de una forma más acertada; otra posibilidad es la de poder conocer mejor las tendencias del mercado y evaluar los riesgos de emprender ciertas acciones.

De acuerdo, tenemos unas cantidades ingentes de información, lo cual puede ser un arma de doble filo, y es que muchas veces los árboles no nos dejan ver el bosque. Por esto ahora es más importante que nunca saber trabajar con estos datos, filtrarlos, procesarlos y así poder tener una base científica que justifique tomar unas acciones u otras.

Big Data aplicado al marketing consiste en 3 pasos fundamentales:

  1. Seleccionar los datos que nos sean de provecho.
  2. Análisis de los datos escogidos, con la elección de las herramientas adecuadas dentro de la amplia oferta existente.
  3. Interpretación de los resultados obtenidos, que deberá traducirse en estrategia y acciones concretas.

Aplicando la personalización

¿En qué acciones concretas podemos materializar esta personalización del trato hacia nuestros clientes?

Para empezar, podemos procesar automáticamente las opiniones que tienen sobre nosotros todos aquellos con los que hemos interactuado de una manera u otra. Aquí cobra protagonismo el conocido como procesamiento del lenguaje natural, que permite extraer conclusiones sobre las emociones que van asociadas a cada comentario, ya sea en la web o en redes sociales, pudiendo así mediante algoritmos clasificar estos y tratarlos en función de las resultados extraídos.

También merece la pena hablar de lo que se conoce como marketing programático, ¿en qué consiste? Pues básicamente se trata de hacer campañas de publicidad de pago optimizándolas automáticamente en tiempo real en base a los parámetros que consideremos oportunos.

No debemos olvidarnos de lo importante que es la variable de localización en ciertas acciones de marketing. De hecho, ya no es extraño que, si pasas por determinada sección de una tienda, te pueda llegar un mensaje al móvil con ofertas a tu medida de productos de esa misma sección. Los beacons, las tecnologías GPS, RFID, WiFi o NFC, entre otras, pueden encargarse de enviar mensajes personalizados a aquellos que se encuentren en una región determinada, indoor o en exteriores.

Se aprecia también la utilización creciente que están haciendo las empresas de aplicaciones de mensajería instantánea, como como WhatsApp o Telegram, que en sus orígenes estaban destinadas al uso personal, aportando así un mayor toque de individualización al contenido de su mensaje.

Hablando de creación de conversaciones personalizadas, tenemos que referirnos a los chatbots, cada vez más presentes en web, y que se valen de la Inteligencia Artificial y de Machine Learning para ofrecer a su interlocutor la información más ajustada a sus demandas con una disponibilidad 24/7.

Ya sabemos de sobra de la importancia que tiene el contenido en vídeo para una estrategia de contenidos efectiva. Sin embargo, se avecina un paso más en este aspecto con los vídeos personalizados. Existen servicios que extraen información de los leads de un CRM y, partiendo de una plantilla estándar, añaden esta información en un vídeo especialmente realizado para cada contacto.

Tendencias en marketing que se mantendrán en 2020

Además de esta clara visión del marketing como un servicio personalizado al máximo, no debemos dejar de lado otras tendencias que, aunque llevan tiempo entre nosotros, siguen estando al alza.

Tu voz cobra protagonismo

En lo que a SEO se refiere, las búsquedas por voz despuntarán en el 2020. Y es que cada vez se usan más asistentes virtuales guiados por voz. De hecho, según un estudio de Telefónica, un 27.9% de los encuestados los usan actualmente.

Esta disrupción tecnológica implica un cambio tendente al contenido semántico, con expresiones parecidas al lenguaje natural, en sustitución de las tradicionales palabras clave.

Dentro de estos asistentes virtuales, debemos prestar especial atención a las Skills, unas aplicaciones que sirven para ampliar las funcionalidades de estos. Se puede adquirir una importante ventaja competitiva si se desarrollan Skills con contenidos a medida para nuestros usuarios y potenciales clientes.

El poder del Social Media

Adquirir un producto a través de las redes sociales es una acción cada vez más habitual. De hecho, el Estudio Anual de Redes Sociales de 2019 revela que algo más de la mitad de los participantes se ha informado de las características de un producto o servicio en las redes sociales de la marca.

Por tanto habrá que emplear esfuerzos en crear publicaciones atractivas y que permitan la compra directa a través de ellas, las conocidas como shoppable posts, y que están disponibles en Facebook e Instagram.

También debemos hacer mención a la publicidad de pago dentro las propias redes. Y es que el alcance orgánico de los posts de las páginas de redes como Facebook es muy escaso, obligando a las marcas a tirar de este recurso.

Prácticamente todas las redes sociales disponen de avanzadas herramientas que permiten enfocar el contenido a un público muy específico gracias a las opciones de segmentación en función de múltiples variables, como tipo de dispositivo con el que se conectan, perfil sociodemográfico, educación, gustos, etc.

Su Majestad, el contenido multimedia

Es un hecho que la mayor parte del público prefiere ver un vídeo o escuchar un audio a leer un texto. Si, como se dice, el contenido es el rey, el de tipo multimedia debe sentarse en el trono.

Este tipo de contenido nos ofrece un gran margen de maniobra para crear opciones originales y llamativas y publicarlas en múltiples vías, como redes sociales (en sus feeds o en streaming) o incrustarlas dentro de la web o de un artículo de un blog.

En lo que a contenido en vídeo se refiere, la tendencia hacia el mismo claro, tal y como dice el estudio de Hubspot sobre los tipos de contenido. En él se dice que el vídeo es el favorito, con un 54%. Dentro de las plataformas preferentes para su visualización, YouTube y Facebook son las favoritas. Además, como hemos comentado con anterioridad, la personalización de vídeos nos otorga nuevas y apasionantes alternativas en este sentido.

También debemos prestar especial atención al formato podcast y es que, según la encuesta de Digital News Report 2018, el 40% de los españoles que usan internet son oyentes de podcast. Además, atendiendo a la encuesta la encuesta Pod 2019, un 25.36% de los que la realizaron creen que es muy probable que escuchen la publicidad incluida, el 22.81% supone que hay una probabilidad de que recuerden al anunciante y un 8.55% piensa que alguna posibilidad de comprar el producto anunciado.

Como hemos podido ver, en este inminente 2020 el marketing girará en torno a nuestro público, centrando esfuerzos en que no nos vea como una organización externa que lo único que pretende es “endosarle” su producto o servicio, sino que tenga una visión cercana de nosotros, que nos perciba como esa persona de confianza que le acompaña aportando soluciones a su problema concreto y a quien poder acudir en cada momento.

Esperamos que este artículo os haya sido de utilidad para que tengáis una idea de cómo va a ser el panorama general del marketing para el 2020. Por nuestra parte, además de desearos un año lleno de buenos y enriquecedores momentos en todos los aspectos, os animamos a que sigáis por aquí para estar al tanto de todo lo que este mundo que nos apasiona nos traerá.

Si para este nuevo año os animáis a implementar una estrategia completa de marketing para vuestros negocios, podéis contar con el equipo de Extravaganza para llevarla a cabo.

Post Relacionados

Scroll Up